Mindfulness o atención plena son dos conceptos que llevamos tiempo escuchando e incluso practicando.

Pero, ¿qué es esto del Mindfulness?

El Mindfulness es la aptitud de la mente para prestar atención al momento presente, se trata de vivir con plena conciencia instante tras instante.

Es ser capaz de dejar de ir en piloto automático para estar presente con una actitud abierta y amable.

Es un camino para encontrar la felicidad, ya que nos ayuda a liberamos de creencias, prejuicios y de la tendencia a reaccionar.

¿Cómo empezar a practicar el Mindfulness?

Una de las cosas que hay que tener en cuenta a la hora de practicar el Mindfulness es que hay que renunciar a las expectativas de lo que vas a experimentar o conseguir.

No trates de expulsar los pensamientos.

Dales espacio, obsérvalos y déjalos ir.

Jon  Kabat-Zinn

Como de lo que se trata es de vivir el momento presente desde que te despiertas puedes empezar a practicar. Es tan sencillo como estar presente al levantarte, al ducharte, al lavarte los dientes, al desayunar, … como has puesto toda tu atención en lo que estas haciendo, consigues estar en el aquí y en el ahora.

Cada cosa a su tiempo y un tiempo para cada cosa

Así que a la hora de comer, come; a la de jugar con tus hijos, juega …

No perder el foco te ayuda a ahorra energía además de vivir con mayor plenitud.

También puedes crear el hábito de practicarlo para conectar contigo y aprender a escuchar a tu cuerpo.

¿Cuáles son la distintas prácticas que puedes integrar?

  • Mindfulness sentada: posición de la espalda recta, el cuello debe de estar alargado con el mentón ligeramente hacia delante. Las piernas están descruzadas con los pies apoyados firmemente en el suelo, los hombros relajados y las palmas de las manos sobre los muslos y los ojos cerrados. La respiración se realiza inhalando y exhalando por la nariz.
  • Mindfulness tumbada: tumbada boca arriba, los brazos extendidos a lo largo del cuerpo con las palmas de las manos mirando hacia arriba. Ojos cerrados e inspirar y exhalar por la nariz. En esta posición puedes realizar un escaneo del cuerpo, recorriéndolo desde las puntas de los dedos del los pies hasta la coronilla.
  • Mindfulness andando: caminar lentamente poniendo toda la atención en las sensaciones del cuerpo al moverse. Presta atención a la sensación en las plantas de los pies, al movimiento de las piernas y brazos, a los cambios de peso, … La respiración se va acompasando con el movimiento al caminar, inhalando y exhalando por la nariz.
  • Mindfulness al comer: Se trata de comer con  total conciencia, observando los colores, los olores, las texturas y masticando

¿Cuáles son los beneficios del Mindfulness?

Los beneficios del mindfulness son muchísimos:

  • Libera estrés
  • concentración centrada
  • calma  y quietud interior
  • reduce la negatividad
  • mayor energía, …

Lo mejor es que lo experimentas por ti misma y veas sus efectos secundarios.

Para saber más te animo a ver el vídeo de hoy en el que le entrevisto a Maria Talavera, profesora del Programa de Reducción de Estrés Basado en Mindfulness.

Si no quieres perderte ninguno de mis vídeos suscríbete a mi canal de youtube.